Espacios logísticos

Qué cubierta elegir para una nave industrial

16 septiembre, 2022

Elegir la cubierta de una nave industrial prefabricada es un punto clave para la elección adecuada para cada caso. Cada tipo de material y diseño conlleva aparejadas unas características y ventajas que hacen que sea ideal para cada tipo de uso y ubicación.

Tabla de contenidos

En VALL disponemos de una gran variedad de cubiertas para naves industriales desmontables de acero y de aluminio. Asesoramos a nuestros clientes sobre la elección adecuada para sus intereses.

Para que te hagas una mejor idea te mostramos nuestra línea de cubiertas para naves prefabricadas. Y para qué casos están especialmente indicados. No obstante tienes que verlo solo como una orientación con ejemplos, ya que no podemos nombrar todos los tipos de usos y ubicaciones para las que están indicados. Por eso te recomendamos consultarnos para pedir presupuesto y asesoramiento.

Vista cubierta de nave industrial Maxispace

¿Qué cubierta flexible elegir para una nave industrial desmontable?

Lona textil translúcida sin aislamiento

Es una opción sencilla que permite una fácil y rápida instalación y proporciona resultados efectivos. Su ventaja a destacar es que la fibra textil translúcida deja pasar la luz solar, lo que supone un espacio bajo cubierta con mayor luminosidad durante el día. Y mejora la eficiencia energética del espacio. Por ello es una excelente elección en toda ubicación y uso en que interese aprovechar la luz solar.

Si te interesa ahorrar energía, es una muy buena opción para usos en los que no sea necesaria una luz artificial específica salvo en las horas o días de deficiente o nula iluminación exterior. Por ejemplo, para albergar maquinaria de obra o material de construcción, para realizar en su interior determinados procesos industriales o para albergar espacios de exposición y venta, entre otros usos.

Además, es muy resistente al viento y tiene una gran durabilidad. En nuestras naves desmontables industriales de acero y de aluminio, la empleamos con un gramaje de 650 g/m2.

Lona textil opaca sin aislamiento

Mantiene la buena resistencia al viento y durabilidad de una lona textil de calidad, pero en este caso no deja pasar la luz solar. Esto hace que permita disfrutar de un espacio interior más fresco en verano.

Esto la hace ideal para ubicaciones meridionales, en entornos soleados, orientaciones al sur o zonas geográficas con veranos calurosos, en las que este factor es importante. Por ejemplo para un uso industrial, de exposición y venta al público, ya que ayuda a mantener una temperatura interior de trabajo confortable con un menor consumo energético. O para un uso de almacenamiento o logística manteniendo los productos en ella a una temperatura más fresca en días calurosos. 

En nuestras soluciones utilizamos una lona de gramaje 850 g/m2.

Vista interior nave industrial Maxispace

Lona con sistema TWS

El sistema TWS o Thermo Wind Safe consta de dos láminas de lona que crean una cámara de aire estanca. Esta característica proporciona un alto nivel de aislamiento térmico y estabilización de la estructura. Eso hace que sea ideal tanto para usos en los que mantener una determinada temperatura interior es importante como para ubicaciones con un clima más riguroso, con inviernos fríos y/o veranos cálidos.

Está disponible en lona traslúcida u opaca, para elegir la que en cada ubicación ayude a mantener una mejor eficiencia energética en el interior.

Este tipo de cerramiento para nave industrial es especialmente recomendable para estructuras ligeras de gran formato ubicadas en zonas ventosas. Y para ubicar en aquellas áreas geográficas en las que la presencia de nieve no es extraña, ya que soporta muy bien ambos tipos de cargas.

¿Qué cubiertas rígidas elegir para una nave industrial desmontable?

Techo rígido de panel sándwich

Consta de dos caras metálicas y tiene un núcleo aislante rígido que le confiere un alto poder aislante. Sus juntas estancas están machihembradas, garantizando así la total estanqueidad de la cubierta.

Esto lo hace ideal para usos en los que la estanqueidad es especialmente importante. Como por ejemplo, para guardar materias primas para la industria agroalimentaria o para el almacenamiento y logística de materiales delicados y productos de precisión electrónica, entre otros. Así se mantienen a salvo de la humedad, la lluvia o la nieve. 

Techo rígido de chapa simple

Fabricado en un perfil grecado de chapa de acero de alta calidad que ha sido conformado en frío. Es una buena opción para logística y para uso industrial. Su estética aunque sencilla es sólida y resistente, algo a tener en cuenta para usos en los que la imagen sea tan importante como su funcionalidad, por ejemplo a nivel comercial.

Techo rígido de chapa simple con lámina anti condensación

La lámina anticondensación es una lámina textil ubicada en la capa inferior del perfil grecado de chapa de acero de alta calidad. Esta capa absorbe la condensación generada por el contraste de temperatura entre la capa superior exterior y la inferior interior.

Por ello es perfecta para almacenar productos como materias primas o productos terminados de la industria agroalimentaria. Para oficinas. Y para albergar procesos industriales realizados con máquinas de precisión, sensibles a la humedad. También para fundiciones y para empresas de transformación de alimentos en la que se realizan procesos con calor, incluso si la ubicación es una zona de clima frío.

Fuentes:

https://grupvall.com/naves-industriales-desmontables-acero/